domingo, noviembre 05, 2006

Quién quiere ser millonario

Hoy domingo se hace el concurso más millonario de la historia: El Loto reparte 3 mil 300 millones. Se ha desatado una verdadera "fiebre" (como tanto les gusta decir a mis colegas en la TV) y, obviamente, yo también me contagié (aunque en mi caso se manifestó con congestión y dolor muscular, más cercano a una gripe que a un deseo millonario).
En la tele dijeron que para el sorteo pasado (donde se repartían 4 mil millones entre el Loto y la Revancha) uno de cada tres chilenos jugó sus numeritos. Y también dijeron que para este sorteo se esperaba un nivel de apuestas similar. ¡¿Uno de cada tres chilenos?! A ver: en Chile somos alrededor de 15 millones de personas. 15/3 = 5 millones. A $800 promedio la apuesta (Loto: $700 / Revancha: $900), tenemos 4 mil millones sólo en apuestas de este sorteo. Y al que gane, ¿sólo le darán 2 mil y fracción? My ass...
Anyway, ¿a quién no le haría feliz 2 mil millones de pesos? Es increíble cómo vuela la imaginación con sólo comprar un boletito de estos juegos de azar (cuando el sorteo vale la pena, claro está). Viajes, autos, ayudas varias, estudios, trabajo placentero... ufff... son tantas cosas... Y la requetecontra ínfima posibilidad de sacárselo no basta para poner los pies en la tierra.
El dinero no hace la felicidad, en eso estamos claros... Tampoco la compra. Pero, una ayudita no le hace mal a nadie, ¿cierto?
Soñar no cuesta nada...
¿No dolerá la cabeza al caer sobre tanto oro, digo yo?

5 comentarios:

  1. Hola Vale... La verdad es que soñar no cuesta nada... pero uno juega y juega y nunca salen los numeritos sorteados, en fin... Yo con tanta plata, sin duda me compraría un departamento, un auto... le daría plata a mis padres para que paguen todas las cuentas y terminen de arregalr la casa de Colina... y el resto se lo daría a mi primo Javier y a la Teletón, por razones obvias. Porque al recibir, también hay que dar. Yapo amiga... ¡¡sáqueme de los Blogs castigados!! jajaja Que ya actualicé el blog y tiene nuevo diseño. Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Yo con plata me vuelvo loca. Quizas la plata difícil no hace la felicidad pero la plata fácil... Uf. No trabajarle a nadie por deber, hacer lo que quieras, cuidar a los tuyos, viajar hasta que se te cansen las patas... que rico! que cruel es el mundo de los que no tenemos trabajo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Vale!!!

    Juegate un numerito por mi ya?

    Jajaja.

    Un gran abrazo desde Petrolandia.

    Cristobal

    ResponderEliminar
  4. saque dos puntos y jugue dos horas antes del sorteo: soñar dos horas me costo $900.

    ResponderEliminar
  5. Siempre quise nadar en oro, como rico Mc Pato. No por avara, sino que porque sería toda una aventura, como esas piscinas de pelotas...

    No quiero sonar cliché, pero aún hay cosas que el dinero no puede comprar -aún no inventan un trasplante de neuronas, por ejemplo-. Para todo lo demás, ya sabemos que existe... ehhhh... ¿el narcotráfico?

    ResponderEliminar

"Puedo no estar de acuerdo con lo que dices, pero defenderé con mi vida tu derecho a expresarlo" (versión libre de la frase de Voltaire)